Ajuntament de Geldo

Història del poble

(falte traducció al valencià)

Anteriormente a la reconquista, Geldo junto con las poblaciones islámicas del resto del Alto Palancia dependían de Çeyt Abuzeyt. La población era totalmente morisca, y al parecer el territorio era en sus orígenes una torre o alquería cercana a Segorbe.

Tras la conquista cristiana, es donado por Jaime I a García Pérez de Osa en 1248, empezando a poblarse en esa época en la que se sabe que era conocido como Torre de la Senda.

En el siglo XV pasa a formar parte de los dominios de la familia Valterra, a la que pertenecía el que fue Obispo de Segorbe y Albarracín y posterior Arzobispo de Tarragona D. Íñigo Valterra, perteneciendo posteriormente a los Duques de Segorbe-Medinacelli.

A mediados del siglo XIX adquiere su independencia como municipio desligándose de Segorbe.

LA IGLESIA PARROQUIAL VIRGEN DE LA MISERICORDIA:

Se trata de un templo del siglo XVII con portada adintelada, pilares toscanos adosados lateralmente, y frontón curvo rematado por pináculos y bolas en el segundo cuerpo.
En su interior puede observarse la nave de estilo corintio con bóveda de cañón, capillas laterales entre contrafuertes, un interesante esgrafiado del siglo XVIII en el ábside y un trasagrario.
Entre sus imágenes sagradas se encuentra una talla en madera del Cristo de la Luz, patrón del municipio y muy venerado por todos sus habitantes.

EL PALACIO DE LOS DUQUES DE MEDINACELLI:

Nombrado Bien de Interés Cultural, se trata probablemente de un edificio del siglo XIV. La historia del Palacio siempre ha ido ligada a la del municipio, pasando de la familia de los Valterra afincada en Segorbe, en 1464 a Tomas Sorell y en 1495 al Duque de Segorbe D. Enrique de Aragón y Pimentel (Infante Fortuna) sucesivamente. El ducado de Segorbe pasaría posteriormente a depender de la Casa de Medinaceli.
Como ejemplo de su importancia social cabría citar la costumbre de los Obispos de Segorbe, que cuando iban a tomar posesión de su sede pernoctaban la noche antes en este palacio, para en la mañana siguiente entrar a lomos de burro en la ciudad de Segorbe. A finales del siglo XIX el Obispo Massanet fue el último en cumplir con esta tradición.
Posteriormente este edifico pasó a ser utilizado como Café-Casino, con salón para las bodas locales, industria textil, almacén municipal, improvisado museo, Ayuntamiento, viviendas para familias necesitadas, discoteca y sede de asociaciones locales.

De su arquitectura gótica destacan los ajimeces con parteluces de piedra en los recios muros laterales, y aunque ha sufrido reformas posteriores que han deformado su aspecto inicial, conserva el talud de mampostería que refuerza la parte interior de sus muros, cuyas dimensiones y consistencia delatan la importancia que tuvo en su día.
El Palacio es de planta cuadrada y tres alturas, ocupando una superficie de 629,00 m², dejando un huerto posterior de 131,16 m². Toda su base dispone de talud y en sus murallas se aprecian aberturas destinadas al fuego fusilero, así como una torre circular posterior a modo de garita. La planta baja no dispone de ventanas, la primera dispone de pequeñas ventanas, siendo la tercera la principal donde se sitúan los espacios nobles, con las ventanas góticas geminadas y tres balcones. El interior está distribuido en torno a un patio central de arcos rebajados de dos pisos con galería superior de arcos de medio punto y artesonado. Los capiteles del patio están trabajados en relieve el escudo de los duques. En este patio se articula el acceso con el piso superior por medio de una amplia escalera rectangular. Se conservan ventanas góticas geminadas, el escudo de los duques en los capiteles del patio y artesonados de madera policromados.

Actualmente el Palacio se encuentra en rehabilitación. Aunque siempre ha sido considerado una pieza destacada del gótico valenciano, su importancia ha crecido a raíz de los hallazgos realizados en su rehabilitación, hasta el punto de que fue necesario modificar el proyecto de rehabilitación original para respetar los importantes hallazgos. Durante las obras se han localizado media docena de portadas góticas de finales del siglo XI, techos artesonados con policromía y cientos de vasijas de cerámica con originales motivos pictóricos utilizadas para consolidar las bóvedas tabicadas de los entresuelos.

Imatges: 
CAMPANARIO.JPG
FUENTE DE SAN GIL.JPG
IGLESIA.JPG
Dl Dm Dx Dj Dv Ds Dg
 
 
 
1
 
2
 
3
 
4
 
5
 
6
 
7
 
8
 
9
 
10
 
11
 
12
 
13
 
14
 
15
 
16
 
17
 
18
 
19
 
20
 
21
 
22
 
23
 
24
 
25
 
26
 
27
 
28
 
29
 
30
 
 
 
Portal desenrotllat amb Drupal